ACOSO SEXUAL EN EL ÁMBITO ACADÉMICO

La semana pasada la Cámara de Diputados aprobó y despachó al Senado, para cumplir su tercer trámite constitucional, el proyecto de ley que sanciona el acoso sexual, así como la violencia y la discriminación de género, en la educación superior, dando respuesta a un tema que generado ya en el año 2016 tuvo impacto comunicacional, informándose más de 228 denuncias en 10 instituciones, como, asimismo, la ausencia de mecanismos para abordar estos casos.


Dos años después, el acoso al interior de los establecimientos educacionales fue una de las demandas del movimiento estudiantil en Chile, generándose una serie de manifestaciones y movilizaciones.


Una respuesta a ello fue el “Protocolo contra el acoso sexual en educación superior y sugerencias para su elaboración” del Mineduc (2016), como también, la convocatoria por parte del poder legislativo a comisiones de estudio que establecieran parámetros y dieran a conocer sus realidades (2018), instancia en la que AIEP participó, exponiendo ya en ese entonces, los protocolos y sistema de denuncia anónima que se pueden presentar, generando una investigación interna que resguarda a la persona afectada.


Finalmente, entre mayo y julio de 2018 se presentaron tres iniciativas parlamentarias que se fusionaron en 2020 para establecer la obligación de las instituciones de educación superior de contar con una política integral contra el acoso sexual, la violencia y la discriminación de género, que contenga un modelo de prevención y un modelo de sanción de dichas conductas.


Pese a ello, y en concordancia con nuestra visión institucional, AIEP a principios de 2019 instauró lineamientos de diversidad, inclusión y género para toda su comunidad, ocupándose de una temática de gran interés social, añadiendo el reconocimiento de nombre social para los estudiantes en todos los procesos propios de las actividades académicas y administrativas.


Una encuesta realizada por los ministerios de Educación y De la Mujer, y ONU Mujeres, sobre “Equidad de Género en la Educación Superior” que fue respondida por 44 universidades y 47 centros de formación técnica e institutos profesionales, que representan el 85% de la matrícula de educación superior, mostró que el 78% de las instituciones tiene protocolos frente al acoso y violencia de género, lo cual es una positiva noticia, al ser tema de justicia y equidad, y en AIEP seguiremos trabajando en fortalecer ese ámbito, lo cual está definido en nuestro quehacer: “Valoramos la dignidad e individualidad de las personas y la responsabilidad ciudadana”.


Rodrigo Núñez, secretario general AIEP.





Otras Voces

Articulación de la educación superior TP: una contribución para el entorno social

El valor de la tecnología como inspiradora de metodologías pedagógicas